Informática

Novedades de YouTube

Las cifras, dicen que es indiscutible la popularidad del site de vídeos, que tuvo su nacimiento en febrero de 2005. Ahora en los comienzos de este 2009, sólo en Estados Unidos consiguió más de 100 millones de usuarios únicos, pero no consigue ser rentable a los intereses de Google, es decir, que pese a dominar el mercado publicitario online con amplitud, no logra generar los beneficios necesarios para que su portal de vídeos YouTube sea rentable. El site de videos, no consigue cubrir con sus ingresos publicitarios, ni siquiera lo que paga en concepto de regalías. A todo esto, se le suma los 399 millones que paga por el ancho de banda que consumen los cientos de millones de usuarios que tiene en todo el mundo. Entre algunos datos que circulan, las cifras suponen que Google perderá este año unos 365 millones de euros, debido las cifras en declive de YouTube.

Análisis

Ahora, muchos analístas se cuestionan lo que significa ejercer un monopolio de facto en el mercado publicitario en Internet, pero no ser capaz de generar beneficios gracias a la publicidad. Con esto, los interrogantes son si la publicidad on-line genera ingresos o si Google es capaz de manejar un negocio como este. Según algunas fuentes, el error de Google fue ignorar en el momento preciso, las peticiones de Hollywood para que controlara los contenidos sujetos a derechos de autor, que los usuarios subían a YouTube. Y mirando al futuro inmediato, los medios de comunicación, ven cómo Google ingresa millones y millones de euros con sus contenidos. El sistema de Google es hacer de intermediarios y ofrecer a los productores de contenidos millones de visitas cada mes que, de otra manera, nunca llegarían a sus sites. Además, responsables del negocio de los medios, emprenderán acciones legales contra quienes utilicen cualquiera de sus informaciones sin pagar el correspondiente precio. Este tipo de cuestiones legales, no son nuevas para YouTube.

YouTube y Sony

Google, seguirá apostando por el vídeo online. Esta vez, YouTube se encuentra en negociaciones con Sony Pictures, para distribuir sus películas en la web, con un servicio pago de vídeo bajo demanda, esto es, que los usuarios paguen por visualizar una serie de contenidos premium. Algunas fuentes, indican que Sony ya ha firmado acuerdos con otras páginas web y que cuenta con su propio portal de vídeos donde se pueden ver algunas de sus películas, con la idea de convertir a este site, en el canal on line de Sony (vea el artículo, You Tube seguirá teniendo a Sony).