Consolas

Nintendo prevé grandes pérdidas fiscales

nintendo

La compañía Nintendo, tras analizar su volumen de ventas de todos sus dispositivos, ha declarado que no ha alcanzado todas las ventas que se esperaba con sus consolas Nintendo 3DS y Wii U y que sus previsiones fiscales para este año se estimaban más altas de lo que han sido.

Ventas insuficientes

Si analizamos, por separado, el volumen de ventas de las consolas Wii U y Nintendo 3DS podemos ver, con claridad, que la primera presenta unas ventas mucho menores. Y es que la consola de nueva generación de Nintendo no ha vendido todo lo que se preveía tras el éxito de la Wii. Tal vez sea el catálogo de juegos, que resulta insuficiente o la competencia que sufre por otras compañías, pero lo cierto es que la Wii U ha alcanzado muy pocas ventas, aunque parece que han subido cuando se han anunciado algunos de los últimos juegos.

Al contrario pasa con la consola Nintendo 3DS, que, cada vez más y con sus bajadas de precio, ha conseguido un gran número de ventas que se respaldan en un catálogo muy amplio de juegos y con títulos muy atrayentes ya clásicos de la compañía. Sin embargo, pese a las ventas que ha generado Nintendo 3DS, esta ha generado pérdidas para Nintendo, que esperaba vender 5 millones de consolas y se han quedado a las puertas, con 4,9 millones de unidades en Japón y con cifras más bajas en Europa.

 Grandes pérdidas

Por estos motivos Nintendo prevé tener unas grandes pérdidas durante este año al no poder alcanzar sus objetivos en cuanto a ventas. La compañías está revisando sus previsiones fiscales, pero estima perder casi 250 millones de euros hasta que termine el año fiscal, que se cierra a finales de marzo de este año.