Frikadas

El turismo espacial está llegando

El transbordador White Knight II

Mucho tiempo ha pasado desde que la NASA decidiera enviar al espacio a una persona que no tenía antecedentes de servicio como astronauta, en un vuelo que culminó en tragedia poco después del despegue. Desde entonces, la idea de trasladar turistas al espacio ha capturado la imaginación de muchos empresarios. Uno de ellos, Sir Richard Branson, presidente del imperio Virgin, está a punto de enviar pasajeros a la estratósfera.

La empresa de Branson ha presentado recientemente el transbordador White Knight II, una aeronave diseñada para llevar la nave que realizará los vuelos espaciales que circularán sobre la tierra a una altura de 110 kilómetros de altura. Llevará seis pasajeros y una escasa tripulación, compuesta por dos pilotos encargados de coordinar el viaje y aterrizar la aeronave.

Actualmente, el 65% de la SpaceShipTwo, el avión espacial que hará este viaje sobre la superficie de la tierra, ha sido construido. No despegará como un avión convencional debido a limitaciones de su propia construcción; en lugar de eso, será remolcado en el aire por el White Knight II.

Los pasajeros de Virgin Airlines participan de un sorteo por un asiento en la SpaceShipTwo, que realizará su primer viaje en 2010. El precio de uno de estos pasajes, para aquellos que quieran disfrutar de una excelente vista del planeta desde el espacio (casi), costará 20.000 dólares.

Los pasajeros podrán experimentar la sensación de gravedad cero durante unos seis minutos del viaje. Los primeros asientos del viaje han sido vendidos a 200.000 dólares, y ya hay unos 200 pasajes vendidos. Al parecer, los pasajeros deberán realizar un entramiento de fuerzas G en centrífugas especialmente diseñadas.

Sin embargo, las exigencias del viaje no requerirán un entrenamiento extenso ni intenso, de modo que las aeronaves podrán alojar sin problemas personas que no estén en el estado físico estricto de los pilotos de combate y astronautas, que disfrutan actualmente de estas ventajas.

Mientras tanto, otras compañías se disputan el futuro del turismo espacial. Para aquellos que puedan costear el viaje, será una experiencia sin comparación.

Fuente: Gizmodo | Imagen: Gizmodo