Mas gadgetsVideo e imagen

El obturador, un mecanismo fundamental.

Muchas veces consideramos que nuestros lectores conocen absolutamente todo sobre fotografía, y olvidamos la gran cantidad de novatos que recorren los sitios de Internet en busca de información sobre su nueva pasión.

Para ellos este artículo sobre un término estrictamente fotográfico, su significado y uso: el obturador.

Tanto en cámaras analógicas como en cámaras digitales el obturador junto con el diafragma son los dos mecanismos que se utilizan para regular la exposición.

En el caso de la exposición, el obturador actuará como una barrera que permitirá el paso de luz durante más o menos tiempo; en tanto que el diafragma actúa determinando la cantidad de luz que pasa.

Resumiendo diremos que el obturador es un mecanismo que permite el paso de luz hacia el sensor durante un tiempo determinado.

La diferencia entre los obturadores de cámaras digitales y los de cámaras analógicas reside en los sistemas de funcionamiento.

En las cámaras analógicas esta barrera que antes mencionábamos está compuesta por una verdadera pestaña que se abre o cierra dejando pasar la luz según el tiempo que permanece abierta, y esta luz hace que se imprima la película.

En las cámaras digitales este tiempo de exposición no se ve afectado por una barrera física sino que se regula a través de la activación de las células del CCD; o sea, en forma electrónica.

Esta presencia y ausencia de barrera física e incluso de un sonido particular al cerrarse la misma, hace la gran diferencia para el fotógrafo que toma imágenes con una u otra cámara.

Aquel que toma una fotografía con cámara digital desconoce el momento exacto en que, luego de presionar el botón de disparo, se activa el sensor, se procesa la información y se guarda el archivo de la imagen capturada.

Hasta los más novatos conocemos la importancia que tiene para el fotógrafo poder controlar ese momento exacto en que todo el proceso se realiza electrónicamente.

Si bien desconocemos el momento exacto de la exposición, podemos decir que se cuenta con una gran ayuda luego de años de práctica y trabajo.

Por eso, te aconsejamos que, al momento de escoger una nueva cámara te informes sobre la velocidad y rapidez del disparo de los modelos que puedan interesarte.

Y luego,  solo resta tomar tantas fotografías como puedas.

Fuente e imagen: mailxmail.com