Informática

El destino final de unos viejos ordenadores Mac

macgadget_4

Parece que la versatilidad de los productos Apple publicitada por la gente de la compañía de Steve jobs perdura hasta el final, por más imprevisto y poco lúcido que sea. Porque ¿quién habría pensado en esta vieja Mac SE convertida en un portarrollos de papel higiénico? Bueno, gente preocupada por el diseño y el medio ambiente.

Muchos de nosotros, como habitantes de las grandes ciudades, podremos reconocer enseguida la inevitable contaminación electrónica que nos rodea. Viejos electrodomésticos, ordenadores y monitores, como ese viejo CRT que has reemplazado por un elegante LCD de 17 pulgadas, pueden acabar sus días en la calle, originando una peligrosa polución del medio ambiente.

Una gran parte de los componentes electrónicos son peligrosos para el ser humano, los animales, el suelo y las fuentes de agua, que podrían contaminarse con metales pesados y producir negativos efectos sobre la salud. Litio, plomo, cadmio y óxido de berilio son algunos de los químicos y metales que se encuentran en las partes de los ordenadores y equipos tecnológicos obsoletos.

Existen dos maneras de tratar el problema de la contaminación electrónica. Una, la incorrecta, es no resolver este problema dejándolo estar. Arrojando los aparatos a la calle, sin recurrir a un tratamiento de reciclaje adecuado. La otra, es mucho más eficiente. Pues muchas partes de estos viejos aparatos y equipos puede ser reutilizada, siempre y cuando se implemente un programa de reciclado inteligente.

Por eso, cuando veas a estos viejos ordenadores Apple, te darás cuenta de lo importante que es el reciclaje, y sabrás mejor qué hacer con ese viejo ordenador descansando en el armario:

Imágenes: TechEBlog